jueves, 23 de julio de 2015

Tarta de Santiago

El año pasado me propuse hacer esta deliciosa tarta que probé por primera vez hace unos cuantos años cuando mis padres estuvieron de vacaciones en Galicia y trajeron una y a pesar de que mi pobre padre me preparó las almendras se me pasó el día de Santiago y quedó aplazada.
Sí, ya sé que esta maravilla se puede preparar en cualquier momento, pero yo quería hacerla en torno al 25 de julio y publicarla en el blog. (Maniática que es una, por si no os habíais dado cuenta aún)

Este año ni me había acordado. La verdad es que llevo desde junio un poco despegada de la cocina y del blog por mil y una razones pero el lunes cuando pude retomar las visitas a vuestros blogs me topé con ella en dos o tres cocinas y no veáis las ganas que me entraron ¡y la alegría porque hacía tiempo que no me apetecía tanto ponerme a cocinar algo! 
Así que busqué la receta que tenía preparada (la tradicional, que por si no lo sabéis está publicada en el BOE. Sí, sí, la receta de la Tarta de Santiago está en el BOE, pinchad en el enlace si no me creéis porque a mí en su día me resultó la mar de curioso) y comprobé que tenía en casa los ingredientes que necesitaba (que al fin y al cabo son cuatro cosas mal contadas) y me puse manos a la masa sin importarme el calor ni nada.

¡Creo que el resultado bien lo merece! 
La receta es de lo más básico ¡si hasta un niño podría hacerla! así que no hay excusa para no prepararla alguna vez en casa. Tardo más en escribirla de lo que tardé en prepararla ¡vamos con ella! 

Ingredientes:

* 5 huevos
* 250 gramos de almendra cruda molida
* 250 gramos de azúcar 
* Una cucharadita de canela molida
* La ralladura de la piel de medio limón
* Azúcar glas para espolvorear
* Un poco de mantequilla para untar el molde

Elaboración:

1. En un bol ponemos el azúcar, la almendra, la canela y la ralladura de limón y mezclamos.

2. Añadimos los huevos y mezclamos sin batir. A esta masa no hay que darle volumen, sólo conseguir que los ingredientes se integren y sea una mezcla homogénea.

3. Untamos bien nuestro molde desmoldable con mantequilla (aconsejo utilizar uno de 22-24 centímetros como mucho). Podemos incluso poner un papel de hornear en la base del molde para que sea más sencillo desmoldar.

4. Vertemos la mezcla en el molde procurando que quede bien extendida y metemos en el horno precalentado a 180º C y horneamos durante unos 30-40 minutos hasta que la masa está cuajada y la superficie dorada.

5. Sacamos del horno y dejamos enfriar completamente antes de desmoldar o la tarta puede acabar hecha trocitos.

6. Desmoldamos, ponemos una plantilla de la cruz de Santiago sobre la tarta y espolvoreamos con azúcar glas.

En internet podéis encontrar mil plantillas para la cruz. Si no tenéis impresora en casa o no queréis usar plantilla no es imprescindible ni mucho menos, espolvoreáis toda la superficie con azúcar glas ¡y listo! 
Es una tarta la mar de sencilla de preparar, donde lo importante es la calidad de los ingredientes, especialmente de la almendra. La única pega es que hay que encender el horno, pero bien merece la pena (si, para mí todas las recetas con horno merecen la pena ¡soy todo un caso!) para disfrutar de este delicioso bocado y festejar el día de Santiago (y lo digo yo que no suelo celebrar patrones ni onomásticas ni nada por el estilo, pero me hacía ilusión traer esta tarta en estos días ¡que hay que dar a conocer las dulces tradiciones de todos los rincones de nuestro país!)
Me despido de vosotros hasta el lunes próximo y os deseo un buen fin de semana ¡no paséis mucho frío! (perdón, calor)

Manos a la masa y ¡bon appétit!

45 comentarios:

  1. Yo como gallega que soy te doy un sobresaliente en esta tarta, te quedo maravillosa, y no se la que probaste tu en Galicia pero de esas envasadas no hay quien las trae, como las que hacemos en casa ninguna , son las más artesanales, y la almendra tiene sabor a almendra, en fin una delicia de tarta.....Bess

    ResponderEliminar
  2. Fantástica esa tarta de Santiago. Es una recta muy sencilla y el resultado es estupendo. Me resulta muy curioso lo del B.O.E. Aunque tengamos que encender el horno, vale la pena.

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Buenas días Cuca.
    Una tarta deliciosa esta de Santiago, a mi personalmente me encanta, por su sabor y textura. Te a quedado de maravilla, además la has preparado próxima a la festividad del Santo, no podrías haber elegido una fecha mejor.
    Muchas gracias por tus visitas y tus comentarios y deseo que pases unas muy felices vacaciones.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  4. Hola! la tarta de Santiago fue de las primeras cosas que hicimos mi hermana y yo cuando nuestra madre compró la thermomix y fue un éxito! desde entonces no la hemos vuelto a hacer pero nos están dando muchas ganas de repetirla! feliz fin de semana y nos alegramos mucho de que estés otra vez por aquí!! besis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también me alegro de estar de vuelta porque aunque no he dejado de publicar no he podido visitar otros blogs que me encanta.

      ¡Y no dejéis de repetir esta deliciosa receta!

      ¡Besos mil!

      Eliminar
  5. Pero qué espectáculo, Cuca... me encanta esta tarta y la tuya al ser casera debía estar deliciosa. Además con las almendras preparadas con tanto cariño por tu padre, seguro que tiene mucho amor dentro. Te cuento un secreto... la primera vez que a esta servidora se le ocurrió entrar en la cocina para preparar un dulce, fue esta tarta... hace más de 20 años... jajaja, cuando cumplí 18 años. Pero fue tal desastre... (y, eso que tú dices que de fácil de hacer que es hasta un niño podría hacerla...) que al tirarla, literalmente, al suelo de dura que estaba revotaba como una piedra... no sé que pasó, la verdad, aquello era incomestible... jajaja. Mi hermana Concha, si se pasa por aquí se acordará. Aquello me causó tal "trauma reposteril" que desde entonces voy más por lo salado que por lo dulce... y no porque no me guste, sino porque yo y la repostería no casamos... jajaja!! Un beso, guapa y buen fin de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque esté muy feo decirlo confesaré que me he reído mucho con tu historia. Está mal reirse de los errores de los demás, pero lo cuentas con tanta gracia que es imposible no verle el lado bueno.

      No tengo idea de lo que pudo ir mal, quizá mucho horneado o un error en las proporciones de los ingredientes, o simplemente que a veces las cosas no salen por muy fáciles que sean.

      Lo que sí que me da pena es que por esta mala experiencia hayas dejado de lado (un poco) la repostería. Espero que visitándome te animes con alguna receta, que creo ya te van a quedar estupendas

      ¡Besos mil!

      Eliminar
    2. Ja, ja, ja...di que sí Cuca, que reírse sin tapujos es muy sano, no como aquella famosa tarta, que estaba tan dura que casi servía de martillo, ja, ja, ja...es que nos creemos, cuando somo jóvenes, que las cosas están chupadas de lo fáciles que parecen, y cuando erramos no queremos admitirlo.
      En fin que de los errores se aprende, y de las tartas duras, ni nos acordamos, ja, ja, ja...
      Besitos a las dos!!!

      Eliminar
    3. ¡Me hubiese encantando veros en aquellos momentos! Aunque yo he de reconocer que me cuesta mucho admitir un error y me mosqueo una barbaridad cuando me equivoco o algo me sale mal ¡tengo muy mal perder!

      Aunque a la larga, de todo se aprende.

      ¡Besos preciosas!

      Eliminar
  6. Me encanta la tarta de santiago y te ha salido fabulosa. UN saludo.

    ResponderEliminar
  7. ¡¡Pero qué chula te ha quedado, Cuca!! ¡¡Es magnífica, y con una miga fantástica!! ¡¡Ideal para este fin de semana!! Me has dejado de piedra cuando has dicho que está publicada en el BOE, la verdad que la tarta merece la pena y es famosísima, casi como nuestro Quijote, ja, ja. Mira, por fin te has quitado la espina. Yo la hice hace muchos años, tanto que ni me acuerdo, je, je. Al principio de mi vida reposteril, hice las tartas más famosa, como esta, la Sacher, el strudel, en fin y otras famosas que entonces no sabía que eran clásicas. Pero reconozco que la mitad no me estaban muy allá, pero era culpa de mi inexperiencia. Nadie me dijo que primero era mejor que empezara con cosas más sencillas, ja, ja. A ti, Cuca, ya no se te resiste nada, ¡¡estás hecha una magnífica repostera, y esta tarta lo refleja sin lugar a dudas!! Besitos y feliz finde.

    ResponderEliminar
  8. Para mí el dia de Santiago tiene un significado especial por muchas razones, una de ellas es que celebro mi aniversario de boda. Esta tarta me encanta y nunca la he hecho, pero visto lo visto por la red, incluida la publicación del BOE, tengo pensado hacerla muy pronto y a ver como me sale. La tuya debe estar para no dejar ni las migas, ya se ve, ya.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué valiente eres Cuca al encender el horno! Este verano está acabando conmigo y, menos mal que sé que esta apatía mía se debe al tremendo calor que estamos pasando y que hace que no tengamos ganas de absolutamente nada. Espero recuperar fuerzas y a ver si en Septiembre empiezo a ponerme las pilas. ¿Te puedes creer que nunca he hecho la tarta de Santiago? Creo que se debe a que a la tía de un cuñado mío le sale espectacular y nos la prepara a menudo así que no me he visto en la necesidad de hacerla pero, digo yo, que alguna vez tendrá que ser la primera. Un besote

    ResponderEliminar
  10. Yo la verdad es que no soy muy fan de este postre, y lo he comido en muchos sitios y con distintas recetas, ya que mi padre es un enamorado del camino y desde hace 10 años se lo hace todos los años... Le ha gustado tanto que se ha comprado una casa allí en Galicia y ahora vamos todos los años a pasar allí unos días, cerquita de la playa de la Lanzada, con lo que las he probado autóctonas...

    Eso si, te ha quedado espectacular, que conste.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si lo has comido en Galicia y no te gusta... ¡es que no te gusta! ¡y no pasa nada! Si nos gustase todo... ¡imagina qué problema!

      Por cierto me encantaría tener una casa en Galicia, creo que es un lugar maravilloso para vivir, a mí no me importa que llueva con frecuencia, sería muy feliz allí, y estoy segura de que disfrutáis mucho el tiempo que pasáis en la casa de tu padre ¡ya me gustaría a mí!

      ¡Besos mil!

      Eliminar
  11. preparados tengo los ingredientes para hacerla este domingo ,ya veremos que tal sale ,la tuya esta perfecta ¡
    besitos

    ResponderEliminar
  12. Yo también la he visto en otros blogs y la verdad es que en ninguno tiene la pinta tan buena que veo en tu tarta!!! jejejje

    Espero que en los próximos días puedas volver a disfrutar de más tiempo libre. Y, por supuesto, cuando te apetezca te espero por mi blog para comentar las últimas novedades del mundo de la moda.

    ¡Un beso y feliz día!
    Le Style et Moi

    ResponderEliminar
  13. Te ha quedado estupenda. La verdad es que es una tarta muy fácil de hacer, el mayor problema es que nos la comemos, jejeje.
    Crees que las olas de calor nos darán un respiro? No lo sé, pero lo estoy deseando.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igual en octubre dejamos atrás las olas de calor, aunque yo espero que sea antes ¡o no llegaré al otoño viva!

      ¡Besos mil!

      Eliminar
  14. Ummmm que pinta más buena, está de lo más apetecible, ahora mismo me la comeria. Tomo nota
    Besos guapetona

    ResponderEliminar
  15. Una receta que merecía la pena tener por aquí :) a mí me gusta mucho. Los amigos cuando vivía en Galicia siempre era un regalo que se llevaban en la maleta para los familiares después de llevarlos a ver la catedral. jaja Un besito

    recetas de una gatita enamorada

    ResponderEliminar
  16. Que rica ami me gusta mucho , cuando pase el calor la preparare seguro besitos

    ResponderEliminar
  17. Me encanta esta tarta, hace mucho que la preparo y es muy similar a la tuya, solo varían las cantidades, esta riquísima, y la tuya te quedo preciosa, besos.

    ResponderEliminar
  18. Mira que la he comido de veces y me encanta, y sin embargo nunca la he preparado en casa, está deliciosa, a ver si me animo y la hago, gracias ;) un beso!

    ResponderEliminar
  19. Cuca , que rica , es una tarta deliciosa y a ti te quedo impresionante
    besinos

    ResponderEliminar
  20. Que buena está esa tarta, me apunto la receta :)
    Un besazo

    ResponderEliminar
  21. Una tarta diez para comemorar nuestro querido Santiaguiño, siempre me propongo hacerla para nuestro patron y se me pasa y sin embargo la hago muchas veces les encanta a mis hijos, bikiños Cuca

    ResponderEliminar
  22. Se ve exquisita, me llevo la receta!!! besote

    ResponderEliminar
  23. Te ha quedado estupenda, es una tarta muy rica, en casa nos encanta, besos

    ResponderEliminar
  24. Es una tarta muy, muy rica!!!. Besines.

    ResponderEliminar
  25. Que rica tanta almendra y azúcar. Seguro que a mi madre le va a gustar un montón cuando se la haga, porque a ella no le gusta el chocolate, y esta le va a venir de perillas. bsssss

    ResponderEliminar
  26. Fantástica te ha quedado. Es una tarta deliciosa y fama mundial. Yo por la proximidad voy muchas veces a Galicia y siempre la pruebo y también la pondré en el blog. Bss y muy buen finde.

    ResponderEliminar
  27. Estas cosas no se pueden ver estando a dieta jijijiji. Tiene super buena pinta mmmm me lo apunto para algun capricho mmmm jejeje un besito cuca

    ResponderEliminar
  28. Yo creo que pasaré de la fecha y me guardo este pedazo tarta para la vuelta al cole, que ya apetecerá más encender el horno jejeje
    Espectacular te ha quedado y a puntito para el día!
    Besos y feliz fin de semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  29. Se ve super rica nunca la he hecho asi que la guardo en pendientes.
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  30. Al leer que estaba publicada en el BOE, creía que te referías a otra cosa no al Boletín Oficial, me ha hecho mucha gracia. Adoro la tarta de Santiago, no todas las tartas de Santiago eh?. La hecha en casa con las proporciones adecuadas siempre. Te ha quedado una presentación impecable y teniendo en cuenta que donde yo estoy no hace mucho calor la voy a hacer muy pronto. Un beso

    ResponderEliminar
  31. Pues me alegro de tu vuelta y de que te hayan entrado ganas de entrar en la cocina, cocinar, y lo mejor de todo, de encender el horno, pero es que esta maravilla bien vale la pena. Yo también la tengo pendiente de hacer, porque mira que me encanta la almendra en cualquier postre. Te ha quedado divina, tanto de grosor como de estampado de la cruz. Un beso¡¡¡

    ResponderEliminar
  32. Hola Cuca!! te ha quedado estupenda, no sabía cómo se hacía . Hija mía todo lo haces y de qué manera!!! Seguro que los gallegos te darán un 10, mi matrícula de honor ya la tienes!! Un beso

    ResponderEliminar
  33. Me quedo con la receta, tengo mono de hacer una tarta.
    bs

    ResponderEliminar
  34. Te ha quedado de relujooooooooooo hoy ha sido el postre en nuestra casa ,es una tarta que nos gusta mucho y hago amenudo ,hoy aqui es festivo es el patron de Galicia y nunca falta en este dia aunque haya otro postre y mira que no me gusta nada encender el horno con el calor que hace aqui pero ayer hacia fresquito asi que me vino genial.
    Bicos mil y feliz finde wapa.

    ResponderEliminar
  35. Me ha hecho gracia lo del BOE (qué fuerte). Esta tarta esbmi asignatura pendiente y te preguntarás porqué. A mí marido no le gusta (mec, mec, mec). Por eso, en mi camino de Santiago he aprovechado a ponerme "las botas", y vaya si lo he hecho..., ¡Me encanta esta tarta! Y como bien expones, es súper fácil de preparar.
    A ti te ha quedado perfecta, se ve una textura esponjosa y con una pinta increíble. Me ha recordado a una que probé en una pastelería de Melide que era bastante subidita y fue la que más me gustó. Me llamó la atención que la hicieran rectangular y en moldes bien gran dotes, imaginó que venderán muchas.
    Me has puesto los dientes largos Cuca.
    Esta receta me ha traído muy buenos recuerdos. Gracias por compartirla.
    Un besdote

    ResponderEliminar
  36. Qué rica, Cuca. Gracias por tu amable comentario y ánimos.
    Te deseo un feliz verano y te mando besitos.

    ResponderEliminar
  37. Me he quedado atónita con lo de que la receta de la tarta de Santiago estaba publicada en el BOE, jamás se me hubiera ocurrido, que fuerte jejejejeje. Pues mira, me apunto la receta porque me gusta mucho esta tarta y nunca la he hecho y si encima es fácil, no sé a que estoy esperando. Un besote!!

    ResponderEliminar
  38. te ha quedado preciosa me encanta esta tarta, el verano pasado estuve por Galicia y me parecio riquisima, la tuya se ve escpectacular seguro que no tiene nada que envidiarle a las que probé por allí, así que anoto la receta, un besote guapa!

    ResponderEliminar
  39. Es una tarta deliciosa, a mi personalmente me encanta con ese saborcillo a almendras. Un saludo.

    ResponderEliminar

Ya que has llegado hasta aquí quédate un ratito más y déjame un comentario ¡es lo que le da vida al blog y así puedo saber que has estado aquí y visitarte!
Si has decidido quedarte en mi cocina ¡bienvenido! y si eres ya un veterano ¡gracias por seguir aquí día a día!